Sistema climático

    Regiones climáticas propuestas por Köppen.

    Se conoce como sistema climático una clasificación del clima que se establece en virtud de parámetros como las temperaturas, las precipitaciones, los vientos dominantes o el tipo de vegetación.

    Es preciso tener en cuenta que las franjas que separan unas zonas climáticas de otras no son radicales, sino que tienen zonas intermedias de transición de un clima a otro, es decir, en ese paso gradual de unas características climáticas a otras tienen lugar los climas intermedios.

    Existen diferentes sistemas que intentan establecer una clasificación de los múltiples tipos de clima. Uno de los más conocidos y aplicados por los geógrafos es el del alemán Köppen, que se puede aplicar a todo el planeta y describe los fenómenos climáticos más representativos de cada zona.

    Si se retrocede en el tiempo, la historia muestra que las primeras clasificaciones fueron las que hicieron los griegos, que fragmentaban la Tierra en dos partes: el mundo habitable y el habitado. Este último se dividía a su vez en bandas o klimata, según el grado de iluminación solar impuesto por la latitud.

    Sin embargo, hasta que no se asentó la climatología como ciencia en el siglo XIX no se produjo un claro avance en los sistemas de climas. A partir de entonces han convivido dos tendencias con distinto enfoque para catalogar los climas: las clasificaciones genéticas, basadas en los factores que provocan la variabilidad climática, como las masas de aire, y las empíricas, sustentadas en los elementos del clima agrupados en índices, como las temperaturas o el grado de aridez.

    Una clasificación muy representativa del tipo empírico es la de Köppen, basada en la combinación de parámetros climáticos. Otros climatólogos y científicos han propuesto a su vez sistemas de tipificación centrados en la observación de elementos distintos. Así, Thornthwaite se basó en la humedad y la eficacia térmica, Miller combinó las precipitaciones, la temperatura y la flora y Flohn consideró primordiales el sistema de grandes vientos planetarios y las precipitaciones.